#1 ¿Qué diferencia a un abogado fiscalista de una gestoría?

Abogado fiscalista Vs Gestoría.

Al final de este post de mi blog podrás CONTACTAR con un abogado fiscalista a través del formulario y explicar tu problema.

≫¿Tienes una empresa?

Diferencia abogado fiscalista-gestoría fiscal

Si tienes una empresa, estoy seguro de que tendrás también una gestoría. Alguien que se encargue del papeleo y sobre todo de las cuentas, los contratos de trabajo, la Seguridad Social y los impuestos.

Entonces, ¿para qué te sirve un abogado fiscalista? Estoy convencido de que antes de contestarme a esa pregunta, te gustaría conocer la diferencia entre un abogado fiscalista y una gestoría fiscal.

≫¿Pero por qué? ¿No hacen lo mismo?

¿Cuál tengo que contratar realmente si no quiero tener problemas con Hacienda?

Si en la Gestoría ya me hacen la contabilidad y los impuestos ¿Para qué necesito a los abogados fiscalistas? ¿Qué me aportarán que no tenga ya?

Si te estabas preguntando eso, antes de contestarte deja que te ponga en situación:

El otro día en una consulta con un cliente que tenía que tenía que hacer unas alegaciones a la AEAT, me hicieron la misma pregunta y me di cuenta que la confusión sobre este tema sigue siendo mucha.

Mi intención no se queda sólo en despejar esta duda.

Imagina que…

Imagina que tu gestor hace todo bien, te presenta los impuestos en plazo y te contabiliza las facturas de gastos y, a ti, que eres comercial, viene la Inspección Hacienda y te dice que los gastos de hoteles, de comidas y del vehículo no son deducibles, sin quererlo te verás involucrado en un lío con Hacienda de miles de euros.

¿Crees de verdad que un caso tan peculiar se puede resolver únicamente a través de una gestoría? Un conflicto tan peliagudo con la Agencia Tributaria puede llegar a tocarte de primera mano y perjudicarte mucho.

Quiero que sepas que los empresarios también ganan juicios contra Hacienda.

Para ganar el juicio es clave que tengas una buena Gestoría a tu lado, pero aún es más importante, sin duda alguna, contar con un excelente abogado fiscalista. Alguien que sepa de leyes fiscales en profundidad y, sobre todo, de estrategias de defensa en este campo, el fiscal.

Abogado fiscalista y gestoría fiscal: ¿Qué los distingue?

Abogado fiscalista.
Abogado fiscalista.

Son servicios complementarios, se necesitan mutuamente. Ambos te permiten optimizar y ahorrarte impuestos.

  • La gestoría previene, planifica y ejecuta de forma que minimices las posibilidades de tener un problema con Hacienda. Es la encargada, de la gestión fiscal, ocupándose de aspecto como la presentación del IVA, la declaración del IRPF o el Impuesto sobre sobre Sociedades. Una gestoría se ocupa de las tareas burocráticas de la empresa. Otro de los aspectos fundamentales de su papel es el de ajustarte las declaraciones fiscales de forma que aproveches todos los beneficios fiscales disponibles. Y por último es la encargada de asesorar a la empresa en temas de legislación fiscal del día a día.
  • El abogado fiscalista te saca del lío en que, sin comerlo, ni beberlo, te has metido. Los conflictos son inevitables, queramos o no, hagamos lo que hagamos, él te dirá cuáles son tus opciones de éxito, si las hay, y a qué te enfrentas realmente. La falta de conocimiento en materia fiscal puede ocasionar una desprotección de la empresa y una desprotección para ti en primera persona. Desde el momento en el que sufras un problema fiscal o con Hacienda, es totalmente recomendable que te pongas en manos de un abogado fiscalista. Su figura te permitirá no cometer los errores más habituales a la hora de afrontar un asunto fiscal. Los procedimientos tributarios de comprobación e investigación tributaria, sean de gestión o de inspección, cuentan con unos requisitos formales y materiales que, casi siempre, se desconocen. De no cumplirse estas formalidades, pierdes tu derecho a reclamar contra Hacienda y ganar el recurso a Hacienda.
  •  

≫Tan antiguos como el Derecho Fiscal

Los abogados fiscalistas de empresas en los últimos años están en la boca de muchas personas, pero no por eso son una idea novedosa, al revés son tan antiguos como el mismo Derecho Fiscal. Su relevancia poco a poco como figura fundamental en los negocios nace de la necesidad de conocimientos para tareas que una gestoría por sí sola no puede llevar adelante.

Estos casos para los que es necesario un abogado fiscalista se centran, por ejemplo, en temas como la planificación de operaciones, y la estructura fiscal y legal de tus empresas. Cómo actuar ante una Inspección de Hacienda a la vez que ofrecen asistencia jurídica ante requerimientos y notificaciones. Regímenes fiscales especiales. Asesoramiento en cuanto a derecho sancionador, sucesiones empresariales, recursos tributarios y reclamaciones económico-administrativas. Defensa jurídica en el ámbito administrativo y procesal fiscal en todas sus instancias, o reestructuraciones de grupos de empresas.

Los abogados fiscalistas y las gestorías son complementarios, no son rivales, ni sustitutos. Es igual que los abogados fiscalistas y los asesores fiscales.

Una buena gestoría que proporcione pruebas de calidad al abogado fiscalista es determinante para ganar el caso.

¡Recuerda!

La gestoría no sabe ir a juicios, menos ganarlos. Si te encuentras ante un problema con Hacienda que implica un recurso o reclamación, ten por seguro que ese será el momento de llamar a una abogado fiscalista para que te proteja y te defienda ante el proceso que se avecina.

≫¿Es necesario para ti un abogado fiscalista?

Imagina que:

  • Tú gestoría te ha dicho que el problema le supera. Es normal que ante un caso de cierto peso necesiten el apoyo de un abogado.
  • El asesor fiscal no encuentra una solución.
  • Hacienda te está acusando de cosas que no has hecho y te reclama una cantidad importante.
  • Te han citado para que vayas a comparecer ante la Inspección de Hacienda.
  • Te ha llegado una carta de pago y tienes 1 mes para recurrir.

Ahora te vuelvo a preguntar:

≫¿Es necesario para ti un abogado fiscalista?¿Te queda alguna duda al respecto?

empleada

Seguro que estamos pensando en la misma respuesta: ¡Sí, un abogado fiscalista es necesario para mí!

Tras leer este artículo, seguramente tu opinión hacia la importancia de los abogados fiscalistas podría ser distinta, por eso me gustaría ofrecerte más información sobre ellos.

Más del 75% de nuestros clientes empresarios encuentra una solución a sus problemas en la primera consulta y más del 85% de los que eligen nuestras soluciones acaban ganando los juicios o recursos. ¿Te interesa? Pues aquí estamos par ayudarte.

SÍ, quiero CONTACTAR con un abogado fiscalista

Contacta con un abogado fiscalista

Álvaro Sáez.

Abogado de Impuestos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *